.

Thanks Wembley!!!

No tiene precio

Si has tenido la paciencia y, por qué no decirlo, el buen gusto de seguir esta serie de artículos sobre mi visita a Wembley (“This is Wembley”;  “Wembley, a little history” y “Live at Wembley”) sabrás lo especial que ha sido para mi.

Poder estar en el mismo lugar que tantos y tantos míticos jugadores, de no menos míticos cantantes, el lugar dónde se han disputado Juegos Olímpicos, Mundiales de Fútbol, Eurocopas, finales de FA Cup o míticos conciertos que han sido vistos por cientos de millones de personas en el mundo …. pues la verdad NO TIENE PRECIO!!!.

Como era de esperar, Wembley NO me ha decepcionado en absoluto, ítem más, vengo aún más convencido de haber estado en un sitio mágico, en el sitio dónde comenzó todo, en el lugar dónde se pueden cumplir todos los sueños.

Desde el momento en que recoges la entrada y la pulsera sientes que el corazón empieza a disparar sus latidos … y que no puedes controlarlo. Faltan aún varias horas para que comience el partido … pero solo tienes ganas de ir corriendo al metro para llegar cuanto antes.

entrada

Por suerte siempre hay alguien a tu lado que te calma, te hace ver que hay tiempo de sobra y te invita a un capuchino para que te relajes. Véase la paradoja que resulta del hecho que un poco de cafeína haga que te bajen las pulsaciones y durante un rato (2 ó 3 décimas de segundo aproximadamente) te olvides de dónde estás y a qué has venido. Gracias por todo Héctor, de verdad de la buena.

Pero claro, a la 54.876.541 vez que miras el reloj ya no puedes más y sutilmente dices arco1aquello de “podíamos ir yendo ya y así pues vemos algo del ambiente … si te parece bien, claro“.  Y entonces después de unas risas y un “venga, vamos” te levantas y sales corriendo, casi como si estuvieras persiguiendo a un ladrón, camino del metro.

Y es entonces cuando se inicia un viaje que se te antoja interminable, en el que estás todo el tiempo de pié mirando el plano una y mil veces calculando cuanto queda para llegar y durante el cual tienes incluso tiempo de conocer a alguien más “colgado” que tú: hago aquí un inciso para presentarte al hombre sin nombre que había salido el día anterior en avión desde Sudáfrica, llegó a París desde dónde se fue, no me preguntes en qué medio de transporte porque ya estaba flipando, hasta Amsterdam y desde ahí hasta Londres … para llegar justo a tiempo de coger el metro e ir al partido. No le preguntamos cómo pensaba volver ….

Volvamos a lo nuestro. Al cabo de, aproximadamente, 5 ó 6 horas (minuto arriba, minuto abajo) llegamos a la estación de Wembley Park. Sales corriendo, subes a la superficie, te sitúas en las escaleras, miras al frente, ves el estadio al fondo y piensas: joder, no voy a llegar nunca!!!

desde metro

Y sigues andando, y te acercas, gente por todos lados, sigues adelante, paras en un puesto, compras dos bufandas y gorro (que ya hace frío y te has dejado el tuyo en casa) y te encuentras con más gente, cantando, riendo, haciéndose fotos, dis-fru-tan-do, es decir, lo que debería ser siempre un partido de fútbol. Y llegas a las rampas de acceso y te haces también una foto, no vaya a ser que seamos los únicos que no nos la hacemos:

llegada

Y subes la rampa casi a la carrera y por fin ya puedes decir que has llegado porque hasta el propio Wembley te da la bienvenida

portada2

 

Y todo lo que hay alrededor te fascina, todo te parece maravilloso, no hay peros, no hay quejas, no sabes qué mirar ni qué hacer, solo te apetece quedarte ahí parado con la mejor cara de tonto que puedes poner mientras buscas con la mirada la puerta de acceso.

No puedes esperar más y decides que ya ha llegado el momento de entrar. Te diriges a la puerta, enseñas la entrada 3 veces y la pulsera otras tantas, pasas varios controles de seguridad y unos tornos que se te antojan infranqueables, enseñas otra vez la pulserita y por fin puedes decir que estás dentro:

hall

Pero no, aún te falta algo, te falta lo mejor: salir a la grada, ver el estadio por dentro, el campo, el ambiente …. el fútbol!!!!!!

Luego el partido que se pasa entre el himno de la champions, los cánticos (nuestros y de los ingleses), cabreos y reproches varios (los nuestros), los huuuys nuestros, los oooooh de todos y los goooool!!! sobre todo de ellos.

salida campo

Pero eso te lo cuento aparte, si no te importa.

Solo nos quedó salir del estadio, despedirnos y dar las gracias

hasta pronto

desesperarnos al ver lo que nos quedaba hasta llegar de nuevo a la boca de metro

dirección metro

 

y hacer el camino entre más cánticos, más fotos, disecciones del partido (unas más logradas que otras, las cosas como son) y, sobre todo, más gente disfrutando, que es algo que nunca deberíamos dejar de hacer fuese cuál fuese el resultado final.

Y eso es todo, espero que hayas disfrutado leyendo este especial tanto como lo he disfrutado yo haciéndolo. Mi consejo final es claro: hay que ir a Wembley por lo menos una vez en la vida. Yo ya he cumplido y, la verdad, bien a gusto que me he quedado.

Gracias y hasta la próxima.

Categorías:., Fútbol

Tagged as:

8 replies »

  1. De los mejores post que has hecho, se nota en cada letra que has escrito lo que ha significado para ti. Un fuerte abrazo!!!

    Le gusta a 1 persona

  2. Buena cronica!! Si señor…
    Me alegro que te lo hayas pasado tan bien en tu primera experiencia internacional..jeje
    Lastima el resultado…pero bueno,todo no podia ser.
    Nos vemos en nuestro querido bernabeu(nada que envidiar a wembley)jajaja

    Le gusta a 1 persona

    • Hombre, que nuestro querido Bernabéu no tiene absolutamente nada que envidiar a Wembley no lo pongo en duda … jajaja
      Lo malo de este viaje es que le he cogido el gusanillo y voy a querer ir a todos lados 😀😀😀
      En fin … nos vemos amigo. Un abrazo.

      Me gusta

  3. David, para mi también ha sido una experiencia sensacional … hasta me parecía bonito el hotel y un manjar el desayuno, 😆. Nos vemos en otro campo de las europas ¡!!! Y como siempre Hala Madrid y Visca L’ESPANYOL.

    Le gusta a 1 persona

  4. Se nota que habéis disfrutado como niños en su primer partido en el Bernabéu.
    Sensacional tu manera de expresarte.
    Mi más sincera enhorabuena.

    Le gusta a 1 persona