Fútbol

LaLiga Santander – Jornada 20 – Deportivo de La Coruña

marcador

Goles de Nacho (2), Bale (2), Modric y Ronaldo (2). El del Depor obra de Adrián.

El gol como bálsamo

Hola qué tal, cómo estás. Bienvenido otra vez a este rinconcito de madridismo. Vamos a ver cómo se nos da la cosa hoy.

Empecemos por la primera pregunta: ¿ha hecho el míster hoy algo diferente respecto de lo hecho en los últimos partidos? A simple vista parece que no. Mismo esquema y mismos nombres con la excepción de Borja Mayoral.

Como ya te conté la semana pasada, era lógico que si seguíamos haciendo lo mismo Balesiguiera sucediendo también lo mismo. Y así fue en el comienzo: todo se desarrollaba con el mismo trote cansino de los últimos partidos, con infinidad de pases horizontales sin profundidad alguna que acababan siempre en los pies de Marcelo, Carvajal y/o Bale, que se limitaban a poner el balón al área (me niego a llamar a eso centros) a ver si sonaba la flauta y alguien lo remataba.

Y pasó lo que tenía que pasar: que recibimos el primer gol en la única jugada en que nos llegaron a portería. Además, un gol que de tan fácil que fue meterlo daba hasta envidia. Saque de banda, prolongación de cabeza, centro al área, remate y gol. Por qué nosotros somos incapaces de hacer un gol así y por qué resulta taaaaan fácil hacérnoslo, son dos preguntas a las que no tengo respuesta.

Pero entonces sucedió algo. No sé decirte muy bien cuál fue el detonante (quizá el gol en contra) pero, de repente, el balón comenzó a fluir. A moverse con sentido de un lado a otro, a dejar en ventaja al jugador que está en la banda para que, ahora sí, ponga centros hacia el área: uno de Bale para Marcelo, otro del propio Marcelo para Cristiano que acaba con paradón de Rubén, de Kroos para Casemiro, y de Bale para Marcelo que acaba dando en el poste.

De repente se acaba el bostezar, el no saber cómo sentarse, el mirar el móvil o el darle un mordisco al bocadillo. Mirar al campo y seguir el partido comienza a tener sentido.

NachoY otra vez pasó lo que tenía que pasar … y es que a veces la realidad es muy tozuda. No juegas a nada … te meten gol. Haces las cosas bien … lo metes tú. Nacho y Marcelo hicieron una pared en el área contraria que acabó con remate del madrileño al fondo de las mallas. Fue todo tan fácil, tan sencillo y tan bonito a la vez que casi se me saltaron las lágrimas. Y sí, llevas razón, tampoco tengo respuesta a la pregunta de por qué no hacen esto más veces.

Y resultó que otra vez más, la realidad suele ser muy testaruda, como se siguieron haciendo bien las cosas, llegó otro gol. Bueno, otro no, llegó EL GOL. El GOLAZO de Gareth. El gol que nos da la razón a los que pensamos que a día de hoy es el mejor jugador de este equipo.

A partir de aquí, algo que este año únicamente habíamos visto el día del Sevilla: velocidad, desmarques, pases al hueco, claridad de ideas, lucha constante y no dejar respirar al contrario. Lo has acertado … tampoco sé por qué no hacen esto siempre. Incluso hubo tiempo para que Keylor se luciera en un mano a mano con Lucas Pérez.

Por tanto, volviendo a la primera pregunta: es verdad que no hizo Zidane nada nuevo pero no lo es menos que esta vez los que sí lo hicieron fueron los jugadores. Y, como ya habrás adivinado, tampoco tengo respuesta a las preguntas de los por qués.

En fin, bienvenida sea esta victoria y esperemos que sea el inicio de una nueva forma de hacer las cosas. Primera oportunidad para refrendar lo visto hoy, el miércoles en Copa. Ya te contaré.

 

Categorías:Fútbol

Tagged as: