Fútbol

LaLiga Santander – Jornada 14 – Athletic Club de Bilbao

Marcador

Quiero una!!!

Lo confieso. Yo también quiero una. La necesito como el comer.

Es igual que sea de hierro como la que le pusieron máscara de hierroal supuestamente hermano gemelo de Luis  XIV de Francia durante su cautiverio en la Bastilla. De esa manera no me harían daño según qué cosas me llevara a los ojos.

 

Me es indiferente si es como la usaba Jim Carrey en la película del máscara carreymismo nombre para así sacar el lado más oculto y desinhibido de mi personalidad y poder hacer bromas y otras cosas no tan graciosas con alguno que otro lumbreras futbolístico.

Incluso, fíjate, no me importaría que fuese como las que usaban máscara Veneciadurante los carnavales de Venecia y así poder colarme en un baile, entiéndase partido, para … yo qué sé, algo se me ocurriría.

Ahora que tampoco estaría mal que fuera como las que usan los luchadores mexicanos de lucha libre. Acojonan sólo con verlos. máscara MéxicoNo me importaría entrar con una puesta (y con 100 kg más de peso y 50 cm. más de altura, claro) dentro del vestuario antes del comienzo del partido … también me valdría entrar en el descanso, la verdad.

Quiero una máscara porque esto ya no hay quién lo aguante. A ver si así lo veo todo de otra forma.

Eso sí, por favor, bajo ningún concepto quiero que sea como la de Sergio Ramos, capaz Sergio Ramosde nublarle el sentido del juego, hacer que parezca más despistado que Mister Bean en un … bueno, en cualquier sitio; hasta el punto de parecer un central insulso, sin salida, sin colocación y, encima, más preocupado de dos expertos tocapelotas que del juego en sí. Mira, estimado y admirado Capitán, si no estás para jugar … lo suyo es que no juegues y punto. Empeñarte en hacer algo cuando no se estás en condiciones de hacerlo trae consecuencias negativas tanto para el equipo como para ti. Siendo lógicamente lo primero más importante que lo segundo.

Tampoco quiero que sea como la de Zidane porque ésta además le tapa ojos y oídos Zidanecompletamente. Ya se sabe que no hay peor  ciego que el que no quiere ver ni peor sordo que el que no quiere oír. Pareciera que, de repente, el míster hubiera perdido el tino, la cordura, el sentido común y el buen hacer que nos enamoró la temporada pasada.

En fin, mejor será que no le demos más vueltas no vaya a ser que al final tenga que utilizar una de hormigón armado que me aísle completamente del mundo y así, de una u otra forma, dejar de sufrir. Ya sabes aquello de ojos que no ven …

No te aburro más. Nos leemos el miércoles después del, POR SUERTE, intrascendente partido de Champions contra el Dortmund. Aaaaaadios.

Categorías:Fútbol

Tagged as:

1 reply »

  1. Si en un grupo siempre se premia a los mismos ( subidas a cr7, ramos, bale…) y no se valora a los que hacen el trabajo para que estos le luzcan( Modric, nacho, Carvajal) pues al final cuando haya que correr me veo a Florentino en calzonas por el campo. Y esto se puede aplicar a todos los trabajos 😉

    Me gusta